sábado 24 de agosto de 2019 | Enviá tu noticia

Privatización ilegal: Denuncian que el Gobierno busca vender a un precio vil dos centrales termoeléctricas

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

La justicia federal abrió una investigación contra el presidente Mauricio Macri y contra los ex ministros de Energía Juan José Aranguren y Javier Iguacel, por el intento de privatizar a precio vil (400 millones de dólares por debajo de su precio real) las centrales termoeléctricas Ensenada de Barragán y Brigadier López.

Se trata de un nuevo problema en la Justicia Federal para el Presidente Mauricio Macri, por intentar realizar la primera privatización envuelta en corrupción. La intención fue privatizar a «precio vil» las centrales termoeléctricas Ensenada de Barragán y Brigadier López, cotizándolas 400 millones de dólares por debajo de su precio real.

Además de Macri, Aranguren e Iguacel, están siendo investigados el presidente de Ieasa -la ex Enarsa-, Mario Dell Aqua; el director ejecutivo y gerente de termoeléctricas de Ieasa, Alberto Raúl Brusco; el gerente de control de proyectos de Ieasa, Adolfo Marcelo Piccinini; el ex presidente de Enarsa, Hugo Balboa; y el empresario Ángelo Calcaterra, dueño de Iecsa, histórica empresa del Grupo Macri.

La denuncia presentada en noviembre de 2018 por los diputados kirchnerisas Rodolfo Tailhade, María Emilia Soria, María Fernanda Vallejos y Adrián Grana, explica que a través del decreto 882/2017 Mauricio Macri tasó ambas centrales por 400 millones de dólares menos de lo que valían.

La central Barragán fue tasada por el Estado en 305,9 millones de dólares y un monto mínimo de oferta en efectivo de 229 millones de dólares.

Para Brigadier López, la valuación oficial fue de 207 millones de dólares con un mínimo de oferta en efectivo de 155 millones de dólares.

En total, serían casi 400 millones de dólares menos que el valor real de las usinas. “¿Cómo puede admitirse que el Estado Argentino enajene activos públicos estratégicos por casi 267 –Barragán- y 110 –Brigadier López- millones de dólares menos de lo que valían en 2012?”, se preguntan los legisladores en la denuncia.

Según los denunciantes, “resulta evidente que los antiguos empleados de la familia Macri han sido allí designados para direccionar y/o influir sobre el procedimiento de privatización de las centrales térmicas y favorecer económicamente a distintas personas cercanas al Presidente”.

La causa está a cargo del juez Daniel Rafecas e investiga el fiscal Gerardo Pollicita.

Compartir

1 comentario

  1. Pingback: A precio familiar, la Central Termoeléctrica Brigadier pasó a manos de Nicolás Caputo

Comentarios